Proyectos nacionales

CARGO: Sistema de detección de explosivos para inspección de carga aérea

El objetivo del proyecto es el desarrollo de un detector de explosivos específicamente adaptado para su utilización en la inspección de la carga aérea en formato agregado, es decir, en camiones completos o en contenedores. Sin embargo, la flexibilidad de la tecnología de detección propuesta es tal, que puede adaptarse en el futuro para portales de detección de explosivos para pasajeros, para la inspección de vehículos en fronteras, y para la detección de equipaje en aeropuertos o ferries. La tecnología puede utilizarse asimismo para la detección de otros materiales peligrosos, tales como drogas o agentes de guerra química. Estas aplicaciones adicionales se desarrollarán con posterioridad al proyecto.

La técnica de detección de explosivos propuesta, está basada en la combinación del análisis de movilidad con la espectrometría de masas y está configurado como una nariz electrónica, es decir, un detector de trazas de vapores explosivos en la atmósfera. El Equipo propuesto tendrá la capacidad de detectar explosivos plásticos en fase vapor en concentraciones de explosivos en el aire por debajo de 0,1 ppq (1 molécula de vapor de explosivo por cada 1016 moléculas de aire), permitiendo por lo tanto mejoras de cinco órdenes de magnitud respecto a los detectores actuales basados en espectrometría de masas (el mejor equipo disponible, Guardian de Syagen, tiene una sensibilidad límite de 10 ppt), y de siete órdenes de magnitud respecto a los equipos actuales basados en IMS (sensibilidad de 1 ppb).

Como ejemplo del reto técnico que esta tecnología representa, este proyecto propone detectar 1 molécula de explosivo entre 1016 moléculas del aire ambiente, todo ello en un tiempo inferior a veinte segundos. El detector se basa en un espectrómetro de masas comercial, y en dos tecnologías en las que se ha introducido mejoras muy relevantes que son: análisis de movilidad e ionización de vapores.

El Proyecto CARGO-III  (IPT-390000-2010-1)  fue cofinanciado por el Ministerio de Ciencia e Innovación y FEDER, a través de la convocatoria INNPACTO 2010

 

                                  

Valora este artículo
(0 votos)