Comunicación

La inversión en TICs en España no es suficiente para romper la brecha digital

25 septiembre 2013

Así lo ha asegurado Tomás Castro, presidente de AETICAL, en el IV Foro CARTIF

Opiniones claras y, en ocasiones demoledoras, se han podido escuchar a lo largo de la mañana en el marco del Foro Tecnología Empresa que CARTIF organiza anualmente como lugar de encuentro y de intercambio de ideas con empresarios de varios sectores productivos. En esta cuarta edición, el tema elegido para la reflexión fue la aplicación de las TICs a procesos innovadores.

Ante un auditorio compuesto por más de 70 empresas y varios grupos de investigadores del Centro vallisoletano, el representante de los empresarios TICs en Castilla y León, Tomás Castro, hizo un análisis preciso del presente y sobre todo, del futuro del sector. El presidente de AETICAL, resaltó que apenas un 16% de las pymes y grandes empresas y un 3% en el caso de las microempresas, invierten en formar a sus empleados en TICs, una formación indispensable para romper esa brecha que nos hace estar a la cola de Europa en el uso de las tecnologías de la información y la comunicación. En un ejercicio de autoanálisis, Castro ha admitido que “la mayor parte de las empresas españolas tienen páginas web de mala calidad y el comercio electrónico es todavía una realidad muy lejana”. Castro ha transmitido también la opinión de su sector en cuanto a que son necesarios mecanismos que refuercen el consumo de TICs para no limitar la capacidad competitiva de las empresas españolas en Europa.

En este mismo sentido José Ramón Perán, Director General de CARTIF, ha abogado para que tecnólogos y empresarios unan sus fuerzas con el objetivo de implementar avances que consigan integrar al tejido empresarial español en el ámbito de competencia europeo, pero ha recordado que “esos avances no son posibles si las empresas no invierten sus propios recursos en I+D”.

Mirando al futuro más inmediato, Fernando Martín Galende, del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI), ha adelantado alguna de las claves del Programa Horizonte 2020, que se asentará sobre tres pilares fundamentales: retos sociales, liderazgo en tecnologías  industriales y excelencia científica. Aunque la CE aún no ha hecho oficiales todos los detalles de su próximo Programa Marco, ya es posible conocer aspectos generales de funcionamiento como la simplificación de los esquemas de financiación (un 100% para los proyectos de I+D y un 70% para los de innovación). Martín Galende ha comentado también la estructura, orientación y objetivos del Programa ICT, básico para conseguir la mejora de las tecnologías industriales. 

Para completar la visión europea de la I+D de los próximos años, Juan Rodríguez Santiago, investigador del centro tecnológico alemán Fraunhofer-IBP, ha explicado la forma de abordar los proyectos de I+D en Alemania, caracterizada por una estructura en constante evolución para adaptarse a las necesidades del mercado, el cliente y la propia empresa.

En la segunda parte de la jornada, los investigadores de CARTIF y los empresarios se han reunido en mesas de trabajo sectoriales para abordar cuestiones concretas relativas a sus áreas de actividad. Además de contar algunos casos de éxito en consecución de proyectos europeos, se han propuesto ideas de proyectos en colaboración que podrán ser presentadas a las próximas convocatorias europeas.

Valora este artículo
(0 votos)