Comunicación

CARTIF ayuda a reducir el gasto energético en la frontera con Siria

11 diciembre 2017

La presión demográfica que viven los territorios fronterizos con Siria, principales receptores de refugiados, como consecuencia de la Guerra Civil que empezó en 2011, comienza a afectar a la demanda de los servicios públicos. El proyecto QUDRA, financiado por la Unión Europea a través del fondo MADAD, tiene como meta reducir el consumo energético de tres ayuntamientos de la frontera con Siria en Jordania e invertir estos ahorros en la mejora de los servicios necesarios.

El objetivo es fortalecer la resiliencia de las comunidades de acogida de refugiados sirios, los cuales no solo están ubicados en los campamentos, sino también en distintas localidades de los países cercanos y que, en algunos casos, duplica o triplica la población de ese territorio.

Como expertos en materia de eficiencia energética, CARTIF diseñará un plan de mejora energética en los ayuntamientos de las localidades jordanas de Mafraq, Sarham y Ramtha, que permitirá priorizar las inversiones y ahorrar dinero. Este plan incluye:

  • Reducción del gasto energético municipal a través de un menor consumo.
  • Propuesta de mejora y modernización de las instalaciones que se consideren obsoletas o con niveles de rendimiento mejorables.
  • Aprovechamiento de los recursos energéticos propios mediante la recuperación de flujos energéticos residuales.
  • Formación de los técnicos municipales en materia energética.

Además, se pondrá a disposición de los tres municipios una serie de herramientas de gestión energética que permitirán dar continuidad al trabajo realizado y que servirá para el mantenimiento y mejora de la eficiencia y el ahorro energético.

Los investigadores de CARTIF ya han empezado los trabajos de campo en estos territorios, y han mantenido una reunión con la comunidad de una de las ciudades piloto, Sarham.

Valora este artículo
(0 votos)